/ sábado 7 de septiembre de 2019

El precio de la historia… antigüedades que valen más que ‘oro’

Más que un bazar, el establecimiento de Javier Mestas es un museo en el que se pueden encontrar reliquias de los siglos XVIII y XIX

Mazatlán,Sin.- El mundo se detiene justo al momento que se ingresa al bazar de Javier Mestas Torres, un lugar que nos hace regresar a los siglos XVIII y XIX, por todo lo que ahí se encuentra.

Y es que al apreciar los cientos de objetos distribuidos alrededor de este viejo inmueble del Centro Histórico de Mazatlán, nos hace imaginar cómo se vivía en esas épocas.

Piezas de cristal cortado, porcelana china y cerámica fina, es lo primero que perciben laspersonas que se acercan al bazar, y hay quienes en un principio creen que se trata de un museo de historia. Pero no, todos los objetos están a la venta, pues la mayoría de ellos han sido adquiridos por Javier fuera de Mazatlán, y una mínima parte se los han vendidolos mazatlecos.

De descendencia española, comenta haber llegado al puerto hace más de 20 años, donde se empleó en diversos tipos de trabajos, antes que pudiera abrir su negocio de antigüedades.

El haber vivido en una vieja casona de la Madre Patria, menciona, es el motivo principal por el que le tiene un gran aprecio a las piezas antiguas, como las que recuerda en su hogar desde que tiene uso de razón.


Posiblemente de ahí traiga el gusto por todo esto, por estar rodeado de antigüedades, que un día las tengo y que otro las tengo que vender a quienes también les gustan Javier Mestas Torres


Asegura que siempre habrá personas que comprarán ese tipo de objetos, aunque no los necesiten, ya que como a él le pasa, siempre que ve una cosa que le llame la atención, la adquiere a como dé lugar.

Ya son 15 años los que lleva el anticuario con su local, ubicado por la calle 5 de Mayo casi esquina con Ángel Flores, justo a espaldas del Palacio Municipal.

Durante este tiempo ha adquirido todo tipo de artículos, la mayoría antiguos, que son de gran valor para las personas que gustan comprarlos para poder conservarlos.

Precisamente, señaló, la venta de objetos lo hizo que redujera su rango de adquisición, que ahora se concentra en piezas de cristal, cerámica, porcelana y bronce.

Dicha selección de artículos pueden observarse en el interior de vitrinas, que al paso de los años, unas abandonan su sitio al ser compradas y otras llegan para su próxima venta.

Precisamente, asegura, nunca sabe lo que puede entrar por la puerta de su negocio, ya que del 2005 a la fecha ha visto una infinidad de objetos pasar por sus manos.

Recuerda que entre los objetos de más valor que ha tenido está una imprenta del año 1810, que después de más de un mes de tenerla en el aparador, tuvo que despedirse de ella.

Otro artículo vendido, indica, fue un álbum familiar, cuyas imágenes de los años 1870 o 1880, mostraban la forma de vida de las personas del Siglo XIX en el municipio.

Ese tipo de objetos prevalecen en su establecimiento, en espera de un comprador, como es el caso de una vitrola, que data del año de 1899, o un fonógrafo de principios del siglo pasado.

El 75% de las antigüedades que ofreceson adquiridas en diferentes puntos de la República Mexicana, mientras que el resto llegan por sí solas.


Algunas cosasyo salgo y las compro, otras, la misma gente, que conoce del bazar, viene y las ofrece y pues son adquiridas dependiendo de lo antiguo que sean Javier Mestas Torres


Guadalajara, Tepito y Culiacán, asevera, son algunos de los lugares del país donde ha encontrado piezas atractivas, que se convierten en favoritasde los amantes de las antigüedades.

Contar con una gran variedad de objetos 100% antiguos, los cuales divide en 4 secciones en su establecimiento, ha hecho que no se interese por artículos que ofrecen en otros bazares.

Lo atractivo que representa el tener piezas que son consideradas como de colección, reconoce, ha hecho que a la tienda lleguen clientes no sólo de la región, sino de todo el país.


Aquí vienen de toda la República, principalmente del norte del país, entre estados como Durango, Coahuila, Chihuahua y Sonora, que son los que más nos visitan con frecuencia Javier Mestas Torres


El turismo estadounidense y canadiense, comenta, no puede quedarse atrás, ya que durante su estancia en la ciudad aprovechan para acudir y realizar alguna compra.

Las pinturas y retratos originales, señala, es lo que más le gusta a los extranjeros, que llegan a la ciudad vía cruceros turísticos y que los adquieren para decorar sus hogares.

De boca en boca

Para el comerciante, lo antiguo pareciera que está peleado con lo moderno, pues aunque reconoce la importancia de la publicidad, nunca se ha valido de ella para vender sus productos.

Las redes sociales, asegura, son utilizadas mucho en el sector de las antigüedades, y eso se refleja en su comercialización, principalmente a través de Facebook.


Hay mucha venta por el internet, pero a mí eso no me llama la atención, pues yo creo que lo mejor es la venta personal que realizamos aquí, hasta donde llegan los compradores Javier Mestas Torres


Aclara que la mejor publicidad para sus artículos es la de boca en boca, que realizan sus clientes al recomendarlo a otros, que no pierden la oportunidad de visitarlo para una posible compra.

El Precio de la Historia

No obstante, reconoce que programas televisivos como “El Precio de la Historia” hicieron que su local fuera más conocido por la gente, que en un día normal llegan a realizar entre 2 y 3 compras.

El comerciante reconoce que en un principio las ventas fueron difíciles, pero a raíz de dicha emisión estadounidense, en la que hablaron de su bazar, se convirtió en una especie de publicidad gratuita que hizo que más clientes se acercaran.

La mayoría de las adquisiciones, aseguró, son para formar parte de una colección, aunque normalmente sirven para la decoración de algún hogar, cuyo dueño gusta por las antigüedades.

Javier es un apasionado de la historia, aunque abre su bazar de 10:00 de la mañana a 7:00 de la tarde, él puede pasarse mucho más tiempo rodeado de antigüedades, por medio de las cuales se transporta a otras épocas y se imagina los lugares por los que pasaron antes de llegar a él.


Lee Más Aquí:



Mazatlán,Sin.- El mundo se detiene justo al momento que se ingresa al bazar de Javier Mestas Torres, un lugar que nos hace regresar a los siglos XVIII y XIX, por todo lo que ahí se encuentra.

Y es que al apreciar los cientos de objetos distribuidos alrededor de este viejo inmueble del Centro Histórico de Mazatlán, nos hace imaginar cómo se vivía en esas épocas.

Piezas de cristal cortado, porcelana china y cerámica fina, es lo primero que perciben laspersonas que se acercan al bazar, y hay quienes en un principio creen que se trata de un museo de historia. Pero no, todos los objetos están a la venta, pues la mayoría de ellos han sido adquiridos por Javier fuera de Mazatlán, y una mínima parte se los han vendidolos mazatlecos.

De descendencia española, comenta haber llegado al puerto hace más de 20 años, donde se empleó en diversos tipos de trabajos, antes que pudiera abrir su negocio de antigüedades.

El haber vivido en una vieja casona de la Madre Patria, menciona, es el motivo principal por el que le tiene un gran aprecio a las piezas antiguas, como las que recuerda en su hogar desde que tiene uso de razón.


Posiblemente de ahí traiga el gusto por todo esto, por estar rodeado de antigüedades, que un día las tengo y que otro las tengo que vender a quienes también les gustan Javier Mestas Torres


Asegura que siempre habrá personas que comprarán ese tipo de objetos, aunque no los necesiten, ya que como a él le pasa, siempre que ve una cosa que le llame la atención, la adquiere a como dé lugar.

Ya son 15 años los que lleva el anticuario con su local, ubicado por la calle 5 de Mayo casi esquina con Ángel Flores, justo a espaldas del Palacio Municipal.

Durante este tiempo ha adquirido todo tipo de artículos, la mayoría antiguos, que son de gran valor para las personas que gustan comprarlos para poder conservarlos.

Precisamente, señaló, la venta de objetos lo hizo que redujera su rango de adquisición, que ahora se concentra en piezas de cristal, cerámica, porcelana y bronce.

Dicha selección de artículos pueden observarse en el interior de vitrinas, que al paso de los años, unas abandonan su sitio al ser compradas y otras llegan para su próxima venta.

Precisamente, asegura, nunca sabe lo que puede entrar por la puerta de su negocio, ya que del 2005 a la fecha ha visto una infinidad de objetos pasar por sus manos.

Recuerda que entre los objetos de más valor que ha tenido está una imprenta del año 1810, que después de más de un mes de tenerla en el aparador, tuvo que despedirse de ella.

Otro artículo vendido, indica, fue un álbum familiar, cuyas imágenes de los años 1870 o 1880, mostraban la forma de vida de las personas del Siglo XIX en el municipio.

Ese tipo de objetos prevalecen en su establecimiento, en espera de un comprador, como es el caso de una vitrola, que data del año de 1899, o un fonógrafo de principios del siglo pasado.

El 75% de las antigüedades que ofreceson adquiridas en diferentes puntos de la República Mexicana, mientras que el resto llegan por sí solas.


Algunas cosasyo salgo y las compro, otras, la misma gente, que conoce del bazar, viene y las ofrece y pues son adquiridas dependiendo de lo antiguo que sean Javier Mestas Torres


Guadalajara, Tepito y Culiacán, asevera, son algunos de los lugares del país donde ha encontrado piezas atractivas, que se convierten en favoritasde los amantes de las antigüedades.

Contar con una gran variedad de objetos 100% antiguos, los cuales divide en 4 secciones en su establecimiento, ha hecho que no se interese por artículos que ofrecen en otros bazares.

Lo atractivo que representa el tener piezas que son consideradas como de colección, reconoce, ha hecho que a la tienda lleguen clientes no sólo de la región, sino de todo el país.


Aquí vienen de toda la República, principalmente del norte del país, entre estados como Durango, Coahuila, Chihuahua y Sonora, que son los que más nos visitan con frecuencia Javier Mestas Torres


El turismo estadounidense y canadiense, comenta, no puede quedarse atrás, ya que durante su estancia en la ciudad aprovechan para acudir y realizar alguna compra.

Las pinturas y retratos originales, señala, es lo que más le gusta a los extranjeros, que llegan a la ciudad vía cruceros turísticos y que los adquieren para decorar sus hogares.

De boca en boca

Para el comerciante, lo antiguo pareciera que está peleado con lo moderno, pues aunque reconoce la importancia de la publicidad, nunca se ha valido de ella para vender sus productos.

Las redes sociales, asegura, son utilizadas mucho en el sector de las antigüedades, y eso se refleja en su comercialización, principalmente a través de Facebook.


Hay mucha venta por el internet, pero a mí eso no me llama la atención, pues yo creo que lo mejor es la venta personal que realizamos aquí, hasta donde llegan los compradores Javier Mestas Torres


Aclara que la mejor publicidad para sus artículos es la de boca en boca, que realizan sus clientes al recomendarlo a otros, que no pierden la oportunidad de visitarlo para una posible compra.

El Precio de la Historia

No obstante, reconoce que programas televisivos como “El Precio de la Historia” hicieron que su local fuera más conocido por la gente, que en un día normal llegan a realizar entre 2 y 3 compras.

El comerciante reconoce que en un principio las ventas fueron difíciles, pero a raíz de dicha emisión estadounidense, en la que hablaron de su bazar, se convirtió en una especie de publicidad gratuita que hizo que más clientes se acercaran.

La mayoría de las adquisiciones, aseguró, son para formar parte de una colección, aunque normalmente sirven para la decoración de algún hogar, cuyo dueño gusta por las antigüedades.

Javier es un apasionado de la historia, aunque abre su bazar de 10:00 de la mañana a 7:00 de la tarde, él puede pasarse mucho más tiempo rodeado de antigüedades, por medio de las cuales se transporta a otras épocas y se imagina los lugares por los que pasaron antes de llegar a él.


Lee Más Aquí:



Local

Rifan casa playa de Toledo Corro y este es el número ganador

La que fue propiedad del exgobernador fue el premio mayor en el gran sorteo especial 252 de la Lotería Nacional

Policiaca

Muere hombre al caer del doceavo piso de un hotel en Mazatlán

Autoridades investigan las causas del accidente ocurrido este sábado al mediodía

Local

Feria del pay de plátano reactivó la economía de Copala

Cientos de personas visitaron el antiguo pueblo minero ubicado en el municipio de Concordia

Sociedad

A un año de vacunación, faltan 25 millones de adultos

Mañana se anuncia la aplicación del refuerzo para mayores de 60 años, aunque algunas personas aún no tienen la primera dosis

Finanzas

Se duplican denuncias por fraude cibernético

La Dirección Científica ha recibido 15 mil reportes; 35 por ciento tiene que ver con fraude y extorsión

Política

Piden intervenir más dispositivos en la 4T: espionaje crece 500%

La mayoría de las solicitudes para la intervención de llamadas privadas provienen de la unidad encargada de investigar delincuencia organizada

Sociedad

Mujeres se abren camino en ingenierías

Aunque representan un tercio de la matrícula universitaria, hay egresadas en puestos ejecutivos

Mundo

Ómicron prolifera por el mundo y EU descarta gravedad

Ya está en un tercio de estados de EU; Dinamarca triplicó los casos de la variante en 48 horas

Deportes

Venados de Mazatlán limpia a Tomateros

La barrida se consumó y el bicampeón de la Liga Mexicana del Pacifico fue hundido al penúltimo lugar de la segunda vuelta, por su acérrimo rival