/ domingo 25 de junio de 2023

Más mexicanas son detenidas por traficar drogas

Las circunstancias económicas son la principal causa de que se involucren en el tráfico y venta de estupefacientes, dice UNODC

El año pasado, las detenciones de mujeres mexicanas en el mundo por tráfico de drogas aumentaron 260 por ciento con respecto a 2021, al pasar de 82 arrestos a 296, la mayoría de las cuales se llevaron a cabo en ciudades de Estados Unidos, de acuerdo con cifras de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Los datos, basados en la asistencia que los consulados mexicanos brindan a los connacionales cuando son detenidos en el exterior, arrojan, además, que hasta diciembre pasado, un total de tres mil 427 mujeres mexicanas permanecían en cárceles extranjeras por delitos contra la salud, frente a las tres mil 18 que, de acuerdo con estimaciones de organizaciones como EQUIS Justicia y la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA por sus siglas en inglés), hay actualmente en prisiones federales y estatales de México por el mismo delito.

Puede interesarte: El abandono de viviendas crea pueblos fantasma

“Cientos de mujeres son reclutadas cada año por los grupos de narcotraficantes para transportar la droga al creciente mercado consumidor en Estados Unidos, y cada vez más de Europa, muchas de ellas logran esquivar los controles internacionales a cambio de un sustento para su familia, pero muchas más son detenidas y encarceladas a miles de kilómetros de sus lugares de origen y sobre todo de su familia”, dijo Aimée Vega Montiel, académica del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM.

En entrevista con El Sol de México, la también activista a favor de los derechos de las mujeres, agregó que cada vez más, las mexicanas se insertan en los circuitos del tráfico de estupefacientes como consumidoras, vendedoras al menudeo y transportistas nacionales e internacionales, incluso al interior de las prisiones, tras ser detenidas. “Las mujeres ocupan los eslabones más bajos de la cadena delictiva. Se desempeñan principalmente como cultivadoras, recolectoras, vendedoras al menudeo, correos humanos, es decir las famosas mulas o burreras, e introductoras de drogas a centros de reclusión. Es decir, con pocas excepciones, fungen como mano de obra fácilmente reemplazable de las redes criminales transnacionales”, dijo Vega Montiel.

Según la especialista, ocho de cada 10 personas que transportan cápsulas de cocaína y heroína en el estómago son mujeres.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), coincide en su informe sobre Mujeres privadas de la libertad por delitos de drogas, en que las circunstancias económicas son la principal causa de que las mujeres mexicanas se involucren en el tráfico y venta de estupefacientes, aunque cada vez más, lo hacen a partir de sus relaciones familiares o sentimentales, ya sea como novias, esposas, madres e hijas.

“La mayoría de estas mujeres proceden de los estratos sociales más marginados y socialmente excluidos, y no cuentan con los medios económicos ni con el conocimiento legal o el capital social para proveerse de una defensa legal adecuada. Asimismo, una vez que son aprehendidas, las mujeres en reclusión suelen ser abandonadas a su suerte y dejadas en un estado de indefensa plena. Dicha situación se agrava en los casos de mujeres extranjeras”, subraya el informe publicado en 2019.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

De acuerdo con las estadísticas de la SRE, Estados Unidos es el país que más mexicanas relacionadas con drogas detuvo el año pasado con 286 de las 296 que fueron arrestadas en todo el mundo, seguido por España con cuatro, Guatemala con dos y Colombia, Alemania, Perú y Argentina con una, respectivamente.

El Paso y MC Allen, fronterizas con México, son las ciudades estadounidenses con mayor número de detenciones de mexicanas el año pasado, 38, seguidas por Los Ángeles y Nueva York con 17 y 16 respectivamente, aunque prácticamente en toda la Unión Americana hubo detenciones, de acuerdo con las cifras de la cancillería. En su mayoría se trata de mujeres de entre 25 y 36 años de edad procedentes de estados de la República con fuerte presencia del narcotráfico como Sinaloa, Guerrero, Michoacán, Chihuahua y Tamaulipas.

El año pasado, las detenciones de mujeres mexicanas en el mundo por tráfico de drogas aumentaron 260 por ciento con respecto a 2021, al pasar de 82 arrestos a 296, la mayoría de las cuales se llevaron a cabo en ciudades de Estados Unidos, de acuerdo con cifras de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

Los datos, basados en la asistencia que los consulados mexicanos brindan a los connacionales cuando son detenidos en el exterior, arrojan, además, que hasta diciembre pasado, un total de tres mil 427 mujeres mexicanas permanecían en cárceles extranjeras por delitos contra la salud, frente a las tres mil 18 que, de acuerdo con estimaciones de organizaciones como EQUIS Justicia y la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA por sus siglas en inglés), hay actualmente en prisiones federales y estatales de México por el mismo delito.

Puede interesarte: El abandono de viviendas crea pueblos fantasma

“Cientos de mujeres son reclutadas cada año por los grupos de narcotraficantes para transportar la droga al creciente mercado consumidor en Estados Unidos, y cada vez más de Europa, muchas de ellas logran esquivar los controles internacionales a cambio de un sustento para su familia, pero muchas más son detenidas y encarceladas a miles de kilómetros de sus lugares de origen y sobre todo de su familia”, dijo Aimée Vega Montiel, académica del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM.

En entrevista con El Sol de México, la también activista a favor de los derechos de las mujeres, agregó que cada vez más, las mexicanas se insertan en los circuitos del tráfico de estupefacientes como consumidoras, vendedoras al menudeo y transportistas nacionales e internacionales, incluso al interior de las prisiones, tras ser detenidas. “Las mujeres ocupan los eslabones más bajos de la cadena delictiva. Se desempeñan principalmente como cultivadoras, recolectoras, vendedoras al menudeo, correos humanos, es decir las famosas mulas o burreras, e introductoras de drogas a centros de reclusión. Es decir, con pocas excepciones, fungen como mano de obra fácilmente reemplazable de las redes criminales transnacionales”, dijo Vega Montiel.

Según la especialista, ocho de cada 10 personas que transportan cápsulas de cocaína y heroína en el estómago son mujeres.

La Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), coincide en su informe sobre Mujeres privadas de la libertad por delitos de drogas, en que las circunstancias económicas son la principal causa de que las mujeres mexicanas se involucren en el tráfico y venta de estupefacientes, aunque cada vez más, lo hacen a partir de sus relaciones familiares o sentimentales, ya sea como novias, esposas, madres e hijas.

“La mayoría de estas mujeres proceden de los estratos sociales más marginados y socialmente excluidos, y no cuentan con los medios económicos ni con el conocimiento legal o el capital social para proveerse de una defensa legal adecuada. Asimismo, una vez que son aprehendidas, las mujeres en reclusión suelen ser abandonadas a su suerte y dejadas en un estado de indefensa plena. Dicha situación se agrava en los casos de mujeres extranjeras”, subraya el informe publicado en 2019.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

De acuerdo con las estadísticas de la SRE, Estados Unidos es el país que más mexicanas relacionadas con drogas detuvo el año pasado con 286 de las 296 que fueron arrestadas en todo el mundo, seguido por España con cuatro, Guatemala con dos y Colombia, Alemania, Perú y Argentina con una, respectivamente.

El Paso y MC Allen, fronterizas con México, son las ciudades estadounidenses con mayor número de detenciones de mexicanas el año pasado, 38, seguidas por Los Ángeles y Nueva York con 17 y 16 respectivamente, aunque prácticamente en toda la Unión Americana hubo detenciones, de acuerdo con las cifras de la cancillería. En su mayoría se trata de mujeres de entre 25 y 36 años de edad procedentes de estados de la República con fuerte presencia del narcotráfico como Sinaloa, Guerrero, Michoacán, Chihuahua y Tamaulipas.

Local

Coepriss suspende en Mazatlán clínicas de belleza y spás

Además asegura medicamento que había en tres de estos negocios

Local

Inicia la ‘danza húngara’ en el PT en Sinaloa

Tres personajes disputan la dirigencia estatal por el Partido del Trabajo

Local

Entre fiesta y protesta, se llevó a cabo la Marcha del Orgullo Gay y Diversidad Sexual en Mazatlán

El malecón se pintó con los colores del arcoiris, a la par que colectivos manifestaron su descontento contra funcionarias municipales y estatales

Local

Tras las lluvias, ‘quemadores’ atacan a bañistas

Luego de brindar curaciones básicas, el personal recomendó a los bañistas afectados acudir al médico

Local

Alisten paraguas: así el pronóstico en Sinaloa para hoy Domingo 23 de Junio

De acuerdo al reporte meteorológico Meteored, el calor persiste en Sinaloa y hay hasta un 70% de probabilidades de lluvia

Local

Sinaloenses opinan que el agua potable es de mala calidad: INEGI

De acuerdo con encuestas de INEGI, el 27 por ciento los sinaloenses consideran que agua que se ofrece en las juntas municipales tiene buena potabilidad, mientras que el resto no lo consideró así