/ lunes 7 de noviembre de 2022

The Ganesha Lab: una nueva opción para capacitar a visionarios emprendedores

La misión con la que se fundó The Ganesha Lab, fue transformar la ciencia en un buen negocio con impactos tangibles en la vida de millones de personas en el mundo

“La innovación científica no puede estar sucediendo sólo en Boston o en San Francisco, ésta necesita comenzar a estallar en América Latina”, comenta Markus Schreyer, fundador de la incubadora de startups científicas The Ganesha Lab.

Para el promotor internacional del emprendimiento, los problemas del mundo son variados y complejos, por lo que la respuesta para estos, debe de provenir de todas las mentes posibles.

"El estado actual de la innovación no es suficiente para resolver los problemas que estamos viendo. Se necesitan soluciones en otras regiones para generar mayor competencia, porque la ciencia es muy cara y toma demasiado tiempo", platica Schreyer.

La misión con la que se fundó The Ganesha Lab, fue transformar la ciencia en un buen negocio con impactos tangibles en la vida de millones de personas en el mundo.

Esta es una plataforma que capacita a emprendedores con un producto basado en ciencias para llegar al mercado global, soluciones en campos como el bioagro, bioalimentos, biomedicina, diagnóstico, dispositivos farmacéuticos y médicos.

En observación de Markus, los emprendedores científicos de América Latina se están quedando atrás en cuanto a la oportunidad de ser tan exitosos e impactantes como sus colegas y pares en los Estados Unidos y Europa.

Lo que busca The Ganesha Lab es reducir esta brecha acercando herramientas formativas, de desarrollo y de capital para que emprendedores científicos latinoamericanos encuentren el éxito.

"Si eres un emprendedor en Boston, el MIT o Harvard tienes todos los recursos a la mano, esas son instituciones, laboratorios, industria e inversionistas.

"Lo único que tienes que hacer ahí es extender la mano y tienes todo un ecosistema al alcance, mientras que en Latinoamérica faltan varias cosas".

The Ganesha Lab expone a los emprendedores, científicos, a toda la cultura emprendedora lo que les hace falta. Les acerca mediante alianzas con instituciones o empresas, los conocimientos sobre negocios, marketing, finanzas, regulación y propiedad intelectual.

Asimismo, les enseña a hacer un pitch a inversionistas y llevar una relación con ellos; todo esto durante cuatro meses con 20 talleres.

Luego de esto las startups siguen un programa de dos semanas con la empresa de coworking Cambridge Innovation Center, donde conocen a expertos en áreas críticas para iniciar y validar un modelo de negocio en los Estados Unidos.

En una última etapa, los emprendimientos más desarrollados son acompañados por The Ganesha Lab para lanzar sus productos en una etapa piloto, así como para salir al mercado en busca de inversionistas.

"Las startups obtienen todo el apoyo y la experiencia que les falta cuando están en América Latina".

Entre el portafolio de startups apoyadas por The Ganesha Lab figuran soluciones en tejidos inteligentes, nutrición, prótesis, aparatos de escucha, terapéutica o sistema inmune, entre muchos otros.

Avances tangibles

En México, por ejemplo, ha apoyado a Bleps Vision, un topógrafo corneal portátil llamado TOCO que auxilia a personas con problemas visuales de manera más económica.

El dispositivo mide la córnea a través de una proyección de puntos, y con eso, se pueden obtener mapas útiles para diagnosticar patologías o adaptación de lentes de contacto. Es un 95 por ciento más compacto que los productos que se usan en el mercado, 50 por ciento más económico y reduce en un tercio el tiempo de prueba y error de lentes de contacto rígidos.

Durante 25 años Markus se ha dedicado a la industria de la tecnología de ciencias de la vida con fabricantes líderes como Thermo Fisher Scientific y Fisons Instruments.

En ese tiempo ocupó varios puestos de liderazgo y adquirió experiencia significativa en transiciones estratégicas a través de innovaciones de productos diferenciados en el mercado que resultaron en una importante generación de valor, crecimiento y liderazgo en el mercado.

Después de dejar Thermo Fisher Scientific a fines de 2014, Markus dedicó su tiempo a la inversión en startups científicas como miembro de Chile Global Angels, la red de inversión ángel más activa de Chile, así como de LatAm Startups.

The Ganesha Lab nació como parte de estas experiencias que Markus observó concibiendo en la región, el ecosistema emprendedor para soluciones científicas.

Según explica, no es que no exista un apoyo del mercado o gubernamental hacia las startups en general, sino que basadas en avances científicos, éstas, requieren recursos muy específicos para su desarrollo, tales como conocimientos en temas de regulación y propiedad intelectual.

También, los emprendedores científicos vienen de antecedentes diferentes a sus pares tecnológicos, por ejemplo, lo que hace que adolezcan de falta de experiencia en ciertas áreas del emprendimiento.

"Provienen del lado científico, que les da una ventaja en cuanto a su conocimiento, pero muchas veces están rezagados en la experiencia emprendedora o el impulso emprendedor que encuentras en el ecosistema".

“Pero sobretodo” –añade– “las startups científicas deben ser evaluadas con indicadores diferentes a los de startups más tradicionales. Las startups científicas no reportan ingresos rápidamente y no crecen de manera explosiva.

Asimismo, éstas están sujetas a que su tecnología simplemente falle a pesar de su prueba en laboratorios, o que el concepto no se traduzca en un modelo de negocio viable. Una startup en biotecnología por definición no tiene ingresos sino hasta después de los seis años. Hay un camino regulatorio que deben caminar antes de generar clientes. Necesitan centrarse en elementos muy diferentes, en entender a los clientes, en poner en marcha la validación paso a paso y la aprobación regulatoria de la tecnología".

Según explica Markus, del lado del capital los fondos de riesgo no son más sencillos, pues estos no han mostrado tanto interés en este tipo de startups.

Y es que dice, “el crecimiento explosivo observado por el capital de riesgo en la región no ha sido parejo para todos los segmentos”.

Mientras que modelos como la movilidad, fintech, proptech, retail o e-learning son activamente buscados por fondos de inversión, las startups científicas captan apenas una fracción del interés del mercado.

En opinión del experto, la biotecnología está a cinco o seis años en cuanto a desarrollo y fondeo respecto a las grandes tendencias del capital venture.

"Algunos fondos de inversión están asustados de la biotecnología porque dicen no entenderla y por eso no acuden a ella, sin embargo, invierten en inteligencia artificial la cual tampoco comprenden del todo.

"Hemos visto algo de crecimiento aunque no tan explosivo como en las otras verticales. Ahora hay varios fondos en América Latina que considera invertir en una startup de biotecnología, no como una vertical principal, sino como en una de cada diez inversiones".

En ese sentido, el respaldo y acompañamiento que The Ganesha Lab aporta es vital para que éstas encuentren capital de manera más sencilla.

"Los fondos se sienten más cómodos con las startups que han pasado por nuestras manos porque saben que vamos a continuar apoyándolas como un socio".

Sin embargo, para Markus, el contexto actual de post-pandemia, incertidumbre en los mercados y potencial crisis está siendo suelo fértil para las startups en biotecnología.

“Primero los inversionistas han cambiado su enfoque de la búsqueda de crecimientos explosivos por un basado más en la estabilidad y los beneficios a largo plazo. La inversión en etapas tempranas en biotecnología ha seguido creciendo, así como las valuaciones; mientras que todas las otras verticales del emprendimiento están bajo presión.

"Creo que el mundo es consciente de que la biotecnología es un elemento crítico para impactar la salud de nuestro mundo en el futuro, y es por eso que vemos este desarrollo incluso en el entorno económico que enfrentamos".

Asimismo, estas startups se adaptan muy bien a las últimas tendencias de la individualización de tratamientos médicos.

Además, la pandemia mostró lo complicado que puede ser generar soluciones médicas sólo desde las grandes corporaciones o gobiernos para problemas como el envejecimiento de la población, la obesidad u otros males crónicos.

"Están surgiendo soluciones médicas económicamente eficientes nacidas de la presión exterior.

"Si no trabajamos en esas soluciones ahora y apoyamos su desarrollo no las tendremos del todo porque el tiempo corre".

Markus adelanta que en el corto plazo buscarán facilitar el acceso a capital para statups en biotecnología, aunque se reserva los detalles de cómo lo harán por razones legales.

Lo que sí refiere es que ve en México una gran oportunidad para el desarrollo de este mercado, gracias a un gran pool de talento y de instituciones financieras y de educación que pueden acompañarlo.

Para Markus todas estos retos tienen una recompensa al final y es que estas herramientas científicas, provenga de donde sea, pueden cambiar la realidad de millones de personas a largo plazo.

Éstas, dice, desarrollan soluciones que combaten problemas crónicos y de amplio impacto que están afectando a millones de personas en todos los continentes.

"Usualmente una fintech o un software están enfocados en países. Nosotros estamos hablando de que es un impacto global porque las startups biotecnológicas están solucionando problemas que hay en todo el mundo, atacan las raíces de los problemas de salud y de acceso en todas partes.

"Si se desea apoyar la curación del mundo, se debe estar preparado para que el dinero regrese un poco más tarde. Pero el impacto del mundo no solo te está sirviendo a ti, sino que está sirviendo a tus hijos y al mundo".



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST ⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music



Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

“La innovación científica no puede estar sucediendo sólo en Boston o en San Francisco, ésta necesita comenzar a estallar en América Latina”, comenta Markus Schreyer, fundador de la incubadora de startups científicas The Ganesha Lab.

Para el promotor internacional del emprendimiento, los problemas del mundo son variados y complejos, por lo que la respuesta para estos, debe de provenir de todas las mentes posibles.

"El estado actual de la innovación no es suficiente para resolver los problemas que estamos viendo. Se necesitan soluciones en otras regiones para generar mayor competencia, porque la ciencia es muy cara y toma demasiado tiempo", platica Schreyer.

La misión con la que se fundó The Ganesha Lab, fue transformar la ciencia en un buen negocio con impactos tangibles en la vida de millones de personas en el mundo.

Esta es una plataforma que capacita a emprendedores con un producto basado en ciencias para llegar al mercado global, soluciones en campos como el bioagro, bioalimentos, biomedicina, diagnóstico, dispositivos farmacéuticos y médicos.

En observación de Markus, los emprendedores científicos de América Latina se están quedando atrás en cuanto a la oportunidad de ser tan exitosos e impactantes como sus colegas y pares en los Estados Unidos y Europa.

Lo que busca The Ganesha Lab es reducir esta brecha acercando herramientas formativas, de desarrollo y de capital para que emprendedores científicos latinoamericanos encuentren el éxito.

"Si eres un emprendedor en Boston, el MIT o Harvard tienes todos los recursos a la mano, esas son instituciones, laboratorios, industria e inversionistas.

"Lo único que tienes que hacer ahí es extender la mano y tienes todo un ecosistema al alcance, mientras que en Latinoamérica faltan varias cosas".

The Ganesha Lab expone a los emprendedores, científicos, a toda la cultura emprendedora lo que les hace falta. Les acerca mediante alianzas con instituciones o empresas, los conocimientos sobre negocios, marketing, finanzas, regulación y propiedad intelectual.

Asimismo, les enseña a hacer un pitch a inversionistas y llevar una relación con ellos; todo esto durante cuatro meses con 20 talleres.

Luego de esto las startups siguen un programa de dos semanas con la empresa de coworking Cambridge Innovation Center, donde conocen a expertos en áreas críticas para iniciar y validar un modelo de negocio en los Estados Unidos.

En una última etapa, los emprendimientos más desarrollados son acompañados por The Ganesha Lab para lanzar sus productos en una etapa piloto, así como para salir al mercado en busca de inversionistas.

"Las startups obtienen todo el apoyo y la experiencia que les falta cuando están en América Latina".

Entre el portafolio de startups apoyadas por The Ganesha Lab figuran soluciones en tejidos inteligentes, nutrición, prótesis, aparatos de escucha, terapéutica o sistema inmune, entre muchos otros.

Avances tangibles

En México, por ejemplo, ha apoyado a Bleps Vision, un topógrafo corneal portátil llamado TOCO que auxilia a personas con problemas visuales de manera más económica.

El dispositivo mide la córnea a través de una proyección de puntos, y con eso, se pueden obtener mapas útiles para diagnosticar patologías o adaptación de lentes de contacto. Es un 95 por ciento más compacto que los productos que se usan en el mercado, 50 por ciento más económico y reduce en un tercio el tiempo de prueba y error de lentes de contacto rígidos.

Durante 25 años Markus se ha dedicado a la industria de la tecnología de ciencias de la vida con fabricantes líderes como Thermo Fisher Scientific y Fisons Instruments.

En ese tiempo ocupó varios puestos de liderazgo y adquirió experiencia significativa en transiciones estratégicas a través de innovaciones de productos diferenciados en el mercado que resultaron en una importante generación de valor, crecimiento y liderazgo en el mercado.

Después de dejar Thermo Fisher Scientific a fines de 2014, Markus dedicó su tiempo a la inversión en startups científicas como miembro de Chile Global Angels, la red de inversión ángel más activa de Chile, así como de LatAm Startups.

The Ganesha Lab nació como parte de estas experiencias que Markus observó concibiendo en la región, el ecosistema emprendedor para soluciones científicas.

Según explica, no es que no exista un apoyo del mercado o gubernamental hacia las startups en general, sino que basadas en avances científicos, éstas, requieren recursos muy específicos para su desarrollo, tales como conocimientos en temas de regulación y propiedad intelectual.

También, los emprendedores científicos vienen de antecedentes diferentes a sus pares tecnológicos, por ejemplo, lo que hace que adolezcan de falta de experiencia en ciertas áreas del emprendimiento.

"Provienen del lado científico, que les da una ventaja en cuanto a su conocimiento, pero muchas veces están rezagados en la experiencia emprendedora o el impulso emprendedor que encuentras en el ecosistema".

“Pero sobretodo” –añade– “las startups científicas deben ser evaluadas con indicadores diferentes a los de startups más tradicionales. Las startups científicas no reportan ingresos rápidamente y no crecen de manera explosiva.

Asimismo, éstas están sujetas a que su tecnología simplemente falle a pesar de su prueba en laboratorios, o que el concepto no se traduzca en un modelo de negocio viable. Una startup en biotecnología por definición no tiene ingresos sino hasta después de los seis años. Hay un camino regulatorio que deben caminar antes de generar clientes. Necesitan centrarse en elementos muy diferentes, en entender a los clientes, en poner en marcha la validación paso a paso y la aprobación regulatoria de la tecnología".

Según explica Markus, del lado del capital los fondos de riesgo no son más sencillos, pues estos no han mostrado tanto interés en este tipo de startups.

Y es que dice, “el crecimiento explosivo observado por el capital de riesgo en la región no ha sido parejo para todos los segmentos”.

Mientras que modelos como la movilidad, fintech, proptech, retail o e-learning son activamente buscados por fondos de inversión, las startups científicas captan apenas una fracción del interés del mercado.

En opinión del experto, la biotecnología está a cinco o seis años en cuanto a desarrollo y fondeo respecto a las grandes tendencias del capital venture.

"Algunos fondos de inversión están asustados de la biotecnología porque dicen no entenderla y por eso no acuden a ella, sin embargo, invierten en inteligencia artificial la cual tampoco comprenden del todo.

"Hemos visto algo de crecimiento aunque no tan explosivo como en las otras verticales. Ahora hay varios fondos en América Latina que considera invertir en una startup de biotecnología, no como una vertical principal, sino como en una de cada diez inversiones".

En ese sentido, el respaldo y acompañamiento que The Ganesha Lab aporta es vital para que éstas encuentren capital de manera más sencilla.

"Los fondos se sienten más cómodos con las startups que han pasado por nuestras manos porque saben que vamos a continuar apoyándolas como un socio".

Sin embargo, para Markus, el contexto actual de post-pandemia, incertidumbre en los mercados y potencial crisis está siendo suelo fértil para las startups en biotecnología.

“Primero los inversionistas han cambiado su enfoque de la búsqueda de crecimientos explosivos por un basado más en la estabilidad y los beneficios a largo plazo. La inversión en etapas tempranas en biotecnología ha seguido creciendo, así como las valuaciones; mientras que todas las otras verticales del emprendimiento están bajo presión.

"Creo que el mundo es consciente de que la biotecnología es un elemento crítico para impactar la salud de nuestro mundo en el futuro, y es por eso que vemos este desarrollo incluso en el entorno económico que enfrentamos".

Asimismo, estas startups se adaptan muy bien a las últimas tendencias de la individualización de tratamientos médicos.

Además, la pandemia mostró lo complicado que puede ser generar soluciones médicas sólo desde las grandes corporaciones o gobiernos para problemas como el envejecimiento de la población, la obesidad u otros males crónicos.

"Están surgiendo soluciones médicas económicamente eficientes nacidas de la presión exterior.

"Si no trabajamos en esas soluciones ahora y apoyamos su desarrollo no las tendremos del todo porque el tiempo corre".

Markus adelanta que en el corto plazo buscarán facilitar el acceso a capital para statups en biotecnología, aunque se reserva los detalles de cómo lo harán por razones legales.

Lo que sí refiere es que ve en México una gran oportunidad para el desarrollo de este mercado, gracias a un gran pool de talento y de instituciones financieras y de educación que pueden acompañarlo.

Para Markus todas estos retos tienen una recompensa al final y es que estas herramientas científicas, provenga de donde sea, pueden cambiar la realidad de millones de personas a largo plazo.

Éstas, dice, desarrollan soluciones que combaten problemas crónicos y de amplio impacto que están afectando a millones de personas en todos los continentes.

"Usualmente una fintech o un software están enfocados en países. Nosotros estamos hablando de que es un impacto global porque las startups biotecnológicas están solucionando problemas que hay en todo el mundo, atacan las raíces de los problemas de salud y de acceso en todas partes.

"Si se desea apoyar la curación del mundo, se debe estar preparado para que el dinero regrese un poco más tarde. Pero el impacto del mundo no solo te está sirviendo a ti, sino que está sirviendo a tus hijos y al mundo".



TE RECOMENDAMOS EL PODCAST ⬇️

Disponible en: Acast, Spotify, Apple Podcasts, Google Podcasts, Deezer y Amazon Music



Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

Local

Sinaloenses opinan que el agua potable es de mala calidad: INEGI

De acuerdo con encuestas de INEGI, el 27 por ciento los sinaloenses consideran que agua que se ofrece en las juntas municipales tiene buena potabilidad, mientras que el resto no lo consideró así

Local

¿Lloverá este Día de San Juan? Esto dice el Servicio Meteorológico

De acuerdo con los pronósticos, se espera que en Sinaloa se presenten lluvias y vientos fuertes durante este fin de semana

Local

Jóvenes realizan examen de admisión en UAdeO este sábado

Este sábado 22 de junio, la Universidad Autónoma de Occidente llevó a cabo el examen Ceneval, al cual se presentaron casi 7 mil jóvenes aspirantes

Local

Cinco municipios concentran el 80% de denuncias de violencia contra las mujeres

Estos municipios tienen declaratoria de alerta de género por alta incidencia de violencia contra las mujeres en el hogar

Local

Vialidad y Transporte a la espera de recursos para reparar semáforos

El director informó que será una inversión superior a los 10 millones de pesos para la compra de refacciones