/ jueves 23 de mayo de 2019

Austeridad republicana no debe poner en riesgo la salud: CNDH

Luis Raúl González, titular de la Comisión destacó que en los servicios de salud pública, la falta de recursos económicos implica la diferencia entre la salud o la enfermedad

El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, advirtió que las medidas de austeridad que lleva a cabo el gobierno federal, no pueden poner en riesgo la salud de la población, toda vez que en el sector salud, “la asignación de recursos públicos no puede sólo depender de cálculos presupuestales o decisiones administrativas.

Al participar en la inauguración del foro internacional DESCA y la Agenda 2030 que se realiza en Chiapas, el ombudsperson nacional destacó que hay rubros en los que la asignación de recursos públicos no puede sólo depender de cálculos presupuestales o decisiones administrativas de carácter programático.

Destacó que en los servicios de salud pública, la falta de recursos económicos, materiales o de personal debidamente calificado, implica la diferencia entre la salud o la enfermedad de las personas, e inclusive, en casos graves o urgentes, entre su vida o su muerte.

“No hay economía, ahorro o medida de austeridad, que compense o justifique que la salud, la integridad o la vida de las personas se ponga en riesgo”, destacó González Pérez.

En este sentido, recalcó que los organismos defensores de los derechos humanos no son adversarios de los gobiernos, sino sanos contrapesos que buscan la defensa de la dignidad de las personas.

Foto: Cuartoscuro

“No somos adversarios de las autoridades, no se puede ser adversario cuando se defiende la dignidad de las personas; en política se dice que hay adversarios, en la defensa de la dignidad humana no puede haberlo, porque autoridades e instituciones protectoras de derechos humanos convergemos en un fin: el respeto de la dignidad de las personas.

Por ello, dijo, debemos transitar a ese estado humanista, donde el centro no son los estados, sino la persona. “Los ombudsperson somos un contrapeso del poder, pero un contrapeso sano”.

El titular de la CNDH refirió que el Estado tiene la responsabilidad de hacer vigentes y garantizar el ejercicio de los derechos humanos; por ello, refirió que el momento es propicio para incorporar de manera plena una perspectiva de derechos humanos en la materialización del Plan Nacional de Desarrollo.

El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, advirtió que las medidas de austeridad que lleva a cabo el gobierno federal, no pueden poner en riesgo la salud de la población, toda vez que en el sector salud, “la asignación de recursos públicos no puede sólo depender de cálculos presupuestales o decisiones administrativas.

Al participar en la inauguración del foro internacional DESCA y la Agenda 2030 que se realiza en Chiapas, el ombudsperson nacional destacó que hay rubros en los que la asignación de recursos públicos no puede sólo depender de cálculos presupuestales o decisiones administrativas de carácter programático.

Destacó que en los servicios de salud pública, la falta de recursos económicos, materiales o de personal debidamente calificado, implica la diferencia entre la salud o la enfermedad de las personas, e inclusive, en casos graves o urgentes, entre su vida o su muerte.

“No hay economía, ahorro o medida de austeridad, que compense o justifique que la salud, la integridad o la vida de las personas se ponga en riesgo”, destacó González Pérez.

En este sentido, recalcó que los organismos defensores de los derechos humanos no son adversarios de los gobiernos, sino sanos contrapesos que buscan la defensa de la dignidad de las personas.

Foto: Cuartoscuro

“No somos adversarios de las autoridades, no se puede ser adversario cuando se defiende la dignidad de las personas; en política se dice que hay adversarios, en la defensa de la dignidad humana no puede haberlo, porque autoridades e instituciones protectoras de derechos humanos convergemos en un fin: el respeto de la dignidad de las personas.

Por ello, dijo, debemos transitar a ese estado humanista, donde el centro no son los estados, sino la persona. “Los ombudsperson somos un contrapeso del poder, pero un contrapeso sano”.

El titular de la CNDH refirió que el Estado tiene la responsabilidad de hacer vigentes y garantizar el ejercicio de los derechos humanos; por ello, refirió que el momento es propicio para incorporar de manera plena una perspectiva de derechos humanos en la materialización del Plan Nacional de Desarrollo.

Local

Trabajadoras de la pesca: Futuro incierto en un oficio en decadencia

Cuando era niña, Lourdes aprendió a descabezar, pelar y empacar camarón, actividades que no ha dejado de hacer en cinco décadas

Local

Llevan payasos sonrisas en medio de la pandemia

Con caretas protectoras, cuidando la sana distancia y acortando la duración de sus shows, llevan alegría a domicilio durante la contingencia por el Covid-19

Local

Registra Mazatlán más casos de coronavirus

En la tabla de decesos, se agregaron 25 casos: Encinas Torres

Justicia

Situación legal de El Marro se determina este martes

Por solicitud de la defensa de El Marro, el martes se determinará si lo vinculan a proceso por los delitos de delincuencia organizada y robo de combustible

Local

Por quinto día, Sinaloa por encima de los 45 grados centígrados

Cuídese del calor, Culiacán tendrá una sensación térmica de 48 grados centígrados a las 13:00 horas

Mundo

Sube a 158 el número de muertos y 6 mil heridos por explosión en Beirut

Según la oficina de prensa del departamento, 21 personas siguen desaparecidas

Mundo

Ataque a base militar en Somalia deja 10 muertos

Según confirmó el oficial militar y testigo en la zona Daud Hassan, de los 10 muertos, siete son soldados y tres civiles

Mundo

Esposa de embajador holandés en Líbano murió por explosión en Beirut

El Ministerio de Relaciones Exteriores holandés detalló que "ella falleció a causa de las heridas recibidas en la gigantesca explosión en Beirut"

Local

Trabajadoras de la pesca: Futuro incierto en un oficio en decadencia

Cuando era niña, Lourdes aprendió a descabezar, pelar y empacar camarón, actividades que no ha dejado de hacer en cinco décadas