/ lunes 17 de febrero de 2020

Afromexicanos serán contados en censo del INEGI

Pese a que en el país hay alrededor de 1.4 millones de personas, que se describen como "negros", siguen en el abandono y la exclusión

Durante siglos, la población afromexicana ha sido excluida y alejada de cualquier reconocimiento formal por parte del Estado a pesar de que, de acuerdo con datos del INEGI, en el territorio nacional existen por lo menos 1.4 millones de personas que se autodescriben como “negros”.

“Sumidos en la pobreza, en el abandono y en la exclusión institucional, los pueblos afromexicanos han tenido que resistir a pesar de los intentos de pretender borrarnos hasta de la historia”, sostuvo en entrevista con El Sol de México, Néstor Ruiz Hernández, presidente de la organización Enlace de Pueblos y Organizaciones Costeñas Autónomas (EPOCA).

Ruiz Hernández recuerda que solo basta señalar que en la historia de México existen dos personas centrales en los procesos de libertad nacional como Vicente Guerrero y José María Morelos y Pavón, que “eran afromexicanos y que hasta el día de hoy pretenden hacerlos ver como indígenas, excluyendo que eran afrodescendientes.

“Hemos vivido siglos de rezago en nuestra población y en pleno Siglo XXI carecemos de elementos básicos, que va desde la salud hasta la cuestión de las oportunidades de desarrollo económico y laboral”, enfatiza.

Según datos de la Encuesta Intercensal 2015 del INEGI, donde por primera vez aparecen personas que se identifican como descendientes de africanos, la mayoría de ellos vive en Guerrero, Oaxaca, Veracruz y en las costas del Golfo de México.

La población afrodescendiente está distribuida en todo el territorio nacional, deja en claro Rosa María Castro, representante de la Asociación de Mujeres de la Costa de Oaxaca (AMCO). “En todos los estados se tiene registro, en algunos más, en otros menos, pero en todos los estados hay población afromexicana; no se reconocen por miedo a la exclusión que hemos padecido por siglos, además del racismo constante”, agregó.

Néstor Ruiz reconoció, sin embrago, que se han tenido avances considerables desde el 2019 con el reconocimiento formal de los afromexicanos en la Constitución, por lo que ahora “nos mostramos con nuestra cultura y nuestra propia historia y forma de vida”.

En el marco del Censo de Población y Vivienda 2020 que impulsa el INEGI, se tienen contempladas varias preguntas para saber y conocer cuánta población afromexicana existe en el país.

Del 3 al 27 de marzo próximos, los encuestadores tendrán que realizar la pregunta: “por sus antepasados, costumbres y tradiciones, ¿usted se considera afromexicano, negra, negro o afrodescendiente?”.

Néstor Ruiz enfatizó que se tiene ese reconocimiento para saber el número de personas afro en el país y con ello generar políticas públicas de atención ante los siglos de abandono.

“Nosotros ahora queremos ser parte de la tan discutida palabra “inclusión social” porque nosotros no hemos sido parte de esa inclusión social que se habla en México”, afirmó.

Rosa María Castro también reconoce un gran avance, porque “la población afromexicana durante muchos años estuvo fuera de los censos según datos históricos”.

“El último censo donde se nos tomó en cuenta fue por ahí de 1800. Entonces hablamos que durante siglos hemos estado fuera de cualquier conteo y este paso se logra después de un largo proceso de 20 años de lucha social de las organizaciones civiles del movimiento afromexicano”, relata a la Organización Editorial Mexicana (OEM).

La activista aseguró que este censo es importante para ellos, porque el país completo debe saber qué hay población negra en México, porque “siempre nos han negado y ahora buscamos que el Estado desarrolle políticas públicas y con ello se pueda resarcir el daño histórico que se tiene con nuestra población”.

“Nosotros queremos que la población afrodescendiente salga de la pobreza en la que se encuentra y que salga de ese rezago educativo en el que se encuentra, del rezago en salud y servicios que la población no tiene por la falta de registro en los censos”, detalló.

Además, recordó que otro de los pasos que se han dado es que se ha reconocido a la población afro como el pueblo 69, “antes eran 68 los pueblos originarios, pero con las reformas que se han hecho, ahora se nos reconoce como el 69”, dijo.

Además, el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) y el Colectivo para Eliminar el Racismo en México (Copera) lanzaron la campaña AfroCensoMX en los medios de comunicación y en redes sociales con el fin de conocer cuáles son las necesidades y se les otorgue el reconocimiento formal como pueblo.

Durante siglos, la población afromexicana ha sido excluida y alejada de cualquier reconocimiento formal por parte del Estado a pesar de que, de acuerdo con datos del INEGI, en el territorio nacional existen por lo menos 1.4 millones de personas que se autodescriben como “negros”.

“Sumidos en la pobreza, en el abandono y en la exclusión institucional, los pueblos afromexicanos han tenido que resistir a pesar de los intentos de pretender borrarnos hasta de la historia”, sostuvo en entrevista con El Sol de México, Néstor Ruiz Hernández, presidente de la organización Enlace de Pueblos y Organizaciones Costeñas Autónomas (EPOCA).

Ruiz Hernández recuerda que solo basta señalar que en la historia de México existen dos personas centrales en los procesos de libertad nacional como Vicente Guerrero y José María Morelos y Pavón, que “eran afromexicanos y que hasta el día de hoy pretenden hacerlos ver como indígenas, excluyendo que eran afrodescendientes.

“Hemos vivido siglos de rezago en nuestra población y en pleno Siglo XXI carecemos de elementos básicos, que va desde la salud hasta la cuestión de las oportunidades de desarrollo económico y laboral”, enfatiza.

Según datos de la Encuesta Intercensal 2015 del INEGI, donde por primera vez aparecen personas que se identifican como descendientes de africanos, la mayoría de ellos vive en Guerrero, Oaxaca, Veracruz y en las costas del Golfo de México.

La población afrodescendiente está distribuida en todo el territorio nacional, deja en claro Rosa María Castro, representante de la Asociación de Mujeres de la Costa de Oaxaca (AMCO). “En todos los estados se tiene registro, en algunos más, en otros menos, pero en todos los estados hay población afromexicana; no se reconocen por miedo a la exclusión que hemos padecido por siglos, además del racismo constante”, agregó.

Néstor Ruiz reconoció, sin embrago, que se han tenido avances considerables desde el 2019 con el reconocimiento formal de los afromexicanos en la Constitución, por lo que ahora “nos mostramos con nuestra cultura y nuestra propia historia y forma de vida”.

En el marco del Censo de Población y Vivienda 2020 que impulsa el INEGI, se tienen contempladas varias preguntas para saber y conocer cuánta población afromexicana existe en el país.

Del 3 al 27 de marzo próximos, los encuestadores tendrán que realizar la pregunta: “por sus antepasados, costumbres y tradiciones, ¿usted se considera afromexicano, negra, negro o afrodescendiente?”.

Néstor Ruiz enfatizó que se tiene ese reconocimiento para saber el número de personas afro en el país y con ello generar políticas públicas de atención ante los siglos de abandono.

“Nosotros ahora queremos ser parte de la tan discutida palabra “inclusión social” porque nosotros no hemos sido parte de esa inclusión social que se habla en México”, afirmó.

Rosa María Castro también reconoce un gran avance, porque “la población afromexicana durante muchos años estuvo fuera de los censos según datos históricos”.

“El último censo donde se nos tomó en cuenta fue por ahí de 1800. Entonces hablamos que durante siglos hemos estado fuera de cualquier conteo y este paso se logra después de un largo proceso de 20 años de lucha social de las organizaciones civiles del movimiento afromexicano”, relata a la Organización Editorial Mexicana (OEM).

La activista aseguró que este censo es importante para ellos, porque el país completo debe saber qué hay población negra en México, porque “siempre nos han negado y ahora buscamos que el Estado desarrolle políticas públicas y con ello se pueda resarcir el daño histórico que se tiene con nuestra población”.

“Nosotros queremos que la población afrodescendiente salga de la pobreza en la que se encuentra y que salga de ese rezago educativo en el que se encuentra, del rezago en salud y servicios que la población no tiene por la falta de registro en los censos”, detalló.

Además, recordó que otro de los pasos que se han dado es que se ha reconocido a la población afro como el pueblo 69, “antes eran 68 los pueblos originarios, pero con las reformas que se han hecho, ahora se nos reconoce como el 69”, dijo.

Además, el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) y el Colectivo para Eliminar el Racismo en México (Copera) lanzaron la campaña AfroCensoMX en los medios de comunicación y en redes sociales con el fin de conocer cuáles son las necesidades y se les otorgue el reconocimiento formal como pueblo.

Local

Comerciantes sufren los estragos por no tener ventas

Un 20 y 30 porciento ha bajado el precio del pescado a consecuencia de que hay mucho producto.

Local

Se cae la Semana Santa en Mazatlán por Covid -19

Hasta el momento la Cámara de Comercio, reporta pérdidas en ventas de restaurantes y comercios hasta de un 90%

Local

Crece demanda de huevo de rancho en Mazatlán

Pequeños productores traen el producto desde San Ignacio

Salud

¿Sabes como puedes acabar con el pánico a la vida?

La adaptación, la resiliencia, la paciencia y la inteligencia son armas que debemos utilizar

Deportes

“El Camarón” Salcido es un histórico de las canchas

El mazatleco destacó en el profesionalismo hasta convertirse en entrenador de primera división femenil

Local

Los Torres Márquez son los ‘artesanos’ del pan

El matrimonio mazatleco innova con su negocio en el que ofrece 30 variedades de pan dulce y salado

Finanzas

S&P ahora le baja la calificación a la CFE

como consecuencia de la baja que aplicó el jueves pasado a la calidad crediticia de México

Sociedad

Secretaría de Salud podrá comprar insumos sin licitar

Ante la emergencia nacional del Covid-19, la dependencia podrá adquirir todo tipo de bienes y servicios, a nivel nacional o internacional, especialmente equipo médico necesario